Entrevista a Dominique Strauss-Kahn

 Publicado por el 8 Junio, 2011 a las 1:18  Sociedad  Añadir comentarios
Jun 082011
 
0 votes

Entrevista publicada en kaosenlared

Entrevista a Dominique Strauss-Kahn, ex-director del polémico Fondo Monetario Internacional (FMI) hasta su dimisión el pasado Mayo de 2011. En esta entrevista analiza la crisis económica que sufre la economía mundial desde 2008.

La economía mundial ha dado recientemente algunas señales de recuperación.

Los progresos registrados tienen diferentes causas, entre las cuales se encuentran la reconstitución de las reservas y las medidas de política económica de sostenimiento de la economía, que no durarán mucho tiempo. La crisis financiera, entendida como riesgo de colapso de una gran institución, como Lehman, ha quedado atrás, casi con toda certeza.

En cuanto a la economía, desde hace un año venimos diciendo que la recuperación llegará en el primer semestre de 2010. Tal vez pueda anticiparse en un trimestre, lo que sería una buena noticia. Estamos viendo el final del túnel, pero todavía estamos en crisis. El verdadero problema es que existen consecuencias sociales, como el desempleo, que seguirá creciendo durante al menos otro año. Mientras no superemos ese momento, será difícil decirle a alguien que pierda el trabajo en los próximos meses que la crisis ha terminado. Por tanto, es demasiado pronto para proceder al abandono de las políticas de estímulo.

Después de la crisis, ¿habrá que replantearse el papel del Estado en la economía?

Si las consecuencias se han podido contener y se ha evitado una gran depresión ha sido gracias a la intervención pública. Después de la crisis, tendremos que desandar el camino en lo referente a los estímulos monetarios y fiscales, acabando con la deuda pública, en un proceso largo; en el caso de los países que las han llevado a cabo, también habrá que revisar las nacionalizaciones de bancos. Es importante mostrar a los mercados que los Gobiernos tienen un plan, aunque no sea el momento de aplicarlo. A largo plazo, la idea de que es preferible que el sector público sea lo más reducido posible se ha revelado equivocada.

Tampoco es cierto lo contrario, que debe ser lo más grande posible, pero es una temeridad pensar que se puede prescindir de la aportación del sector público en caso de necesidad. No obstante, no se trata únicamente de sustituir la demanda privada por la pública, sino también de identificar nuevas fuentes de crecimiento que reemplacen al consumidor americano.

El ingrediente que falta en la recuperación es el crédito bancario. Pero ¿cómo se puede conciliar la solicitud a los bancos para que suministren más crédito con la que, simultáneamente, realiza el G-20 en el sentido de que se refuerce el capital?

Ante todo, hay que decir que parte del problema es la escasa demanda de crédito por parte de las empresas, pero es verdad que también existe un problema de oferta. Sin embargo, eso no entra en contradicción con la solicitud de más capital. Una de las grandes lecciones de la crisis es que unos requisitos más altos de capital pueden cambiar la actitud de los bancos hacia el riesgo. Por otra parte, la controversia en Europa en torno a los bonus de los banqueros tiene poco que ver con el suministro del crédito. Sí nos preocupa que los bancos vuelvan al business as usual: por esa razón, la sociedad necesita organizarse, estableciendo una serie de reglas que impidan a los individuos aislados perjudicar a la sociedad en su conjunto.

Con la normalización de los mercados, ¿hay riesgo de que se cierre la oportunidad para reformar las finanzas globales?

Es verdad que hay que tomar decisiones duras y resulta más fácil hacerlo en tiempos de crisis. Es interesante ver la reacción de la gente corriente, sobre todo en Europa, ante el anuncio de los super- bonus de los banqueros. Muestra dos cosas: que no es algo ético en un momento en que los bancos están siendo sostenidos con el dinero público y que este comportamiento está asociado a la propia crisis. La opinión pública ha ejercido presión sobre los Gobiernos, y por esa razón, han adoptado la posición que tienen.

Volviendo a la recuperación: en la eurozona, dos de los cuatro grandes, Alemania y Francia, están más adelantados y los otros dos, Italia y España, más retrasados. ¿Cuáles son las indicaciones del FMI a sus Gobiernos?

Algunas de las indicaciones que damos a los Gobiernos son reservadas, entre otras cosas para que resulten más eficaces. En cualquier caso, las políticas económicas han sido cautas. La recuperación llegará, aunque será débil. Hay diferencias, pero la eurozona está altamente integrada en la actualidad y, si las dos mayores economías se recuperan, eso tendrá un efecto sobre el resto.

Para evitar que la salida de la crisis se produzca con un crecimiento débil, nosotros requerimos a todos los Gobiernos europeos que adopten la estrategia de Lisboa para aumentar el potencial de crecimiento: un impulso a la innovación, reformas de los mercados de trabajo y de productos, reforma del sector financiero. Y todo ello antes del final de la crisis: de otro modo existe el riesgo de que se produzca un crecimiento bajo tras la crisis, lo que significaría continuar con el aumento del desempleo. Por eso, lo fundamental es afrontar las reformas estructurales.

Europa tendrá que renunciar, porcentualmente, a parte de sus cuotas en el FMI para hacer sitio a los países emergentes y no faltan quienes dicen incluso que debería dejar algunos de sus asientos en el consejo y hablar con una sola voz.

Hablar con una sola voz es una elección que corresponde a los europeos o más bien a la eurozona. Con respecto a las cuotas, el año pasado acordamos una modificación del 2,7% en favor de los países emergentes y aprobaremos otra para enero de 2011, un año antes de lo previsto. En cuanto a las cantidades, habrá que discutirlo, pero, cuando se habla del redimensionamiento de los países europeos, debemos recordar, en ese sentido, que España es un ejemplo de país cuya cuota, por el contrario, tendrá que ser aumentada.

El FMI es el “guardián” de los derechos especiales de giros (DEG), que, según algunos países emergentes, deberían complementar o sustituir al dólar como divisa de reserva. ¿Le parece realista?

La posibilidad de contar con una moneda de reserva que no esté asociada a un Estado soberano concreto es una cuestión que ya fue presentada por Keynes hace 60 años. Es normal que, con la crisis, haya sido planteada de nuevo, pero pienso que tendrán que pasar años, tal vez decenios, no meses. El dólar es la moneda dominante, y las que pueden desafiarlo son el euro, el yen, tal vez algún día el yuan. La idea de sustituirlo por una cesta monetaria, como los DEG, es interesante, pero hoy no es relevante.

El Fondo ha advertido a menudo del peligro de un colapso del dólar.

Si alguien hubiera descrito hace dos años una situación de derrumbe del crecimiento mundial, de recesión en los EEUU, de hundimiento de una de las más importantes instituciones financieras americanas, cualquier economista habría previsto que todo eso habría determinado un colapso del dólar. No se ha producido. Y es que, en última instancia, cuando los inversores buscan un refugio seguro, o, por lo menos, más seguro, regresan al dólar. Y la economía americana sigue siendo el principal pilar de la economía mundial.

Usted ha reivindicado que el Fondo ha vuelto a asumir una función central, pero tiene dificultades para conseguir que apliquen sus consejos los países que no necesitan sus préstamos.

Hay dos modos de convencer a los países de que adopten ciertas medidas: bien porque necesitan de los préstamos, bien porque, sencillamente, se les dice la verdad. Éste es un mundo globalizado y precisa de un foro global como el FMI.

Entrevistas sugeridas:

  • Entrevista a Christine Lagarde27 Mayo, 2011 Entrevista a Christine Lagarde Entrevista a Christine Legarde, ministra francesa de Economía, Industria y Empleo y principal candidata a dirigir el FMI tras la dimisión de Dominique Strauss-Kahn.
  • Entrevista a Naomi Klein6 Junio, 2011 Entrevista a Naomi Klein Entrevista a Naomi Klein, analista social nacida en Estados Unidos, a raíz de la publicación de su ensayo La doctrina del Shock
  • Entrevista a Shirin Ebadi1 Mayo, 2011 Entrevista a Shirin Ebadi Entrevista a Shirin Ebadi que se convirtió en 2003 en la primera iraní y la primera musulmana que recibía un Premio Nobel, el de la Paz.
  • Entrevista a Muhammad Yunus12 Abril, 2011 Entrevista a Muhammad Yunus Entrevista a Muhammad Yunus, fundador de Grameen Bank y galardonado con el premio nobel de la Paz en el año 2006.
  • Entrevista a Jody Williams4 Mayo, 2011 Entrevista a Jody Williams Entrevista a Jody Williams , activista nacida en los Estados Unidos y que fue galardonada con el Premio Nobel de la Paz en 1997 por sus "contribuciones para la prohibición y limpieza de […]
  • Entrevista a Arundhati Roy30 Abril, 2013 Entrevista a Arundhati Roy Entrevista a Arundhati Roy, escritora y activista nacida en la India y ganadora del premio Booker por su novela El dios de las pequeñas cosas. Esta entrevista a Arundhati Roy fue […]

Deja un comentario